Un informe revela que los judíos desplazaron a los negros como el grupo más atacado en las ciudades más grandes de EEUU

Después de los enfrentamientos entre Israel y Hamás que comenzaron el 7 de octubre de 2023, se observó un aumento en los crímenes de odio antisemitas.

Durante el año 2023 se registró un preocupante aumento en los crímenes de odio en comparación con el año anterior. El impacto fue especialmente significativo para la comunidad judía después del 7 de octubre, fecha marcada por los ataques de Hamás a Israel.

Según datos del Centro para el Estudio del Odio y el Extremismo de la Universidad Estatal de California, San Bernardino, compartido por Axios, cinco de las diez ciudades más grandes del país experimentaron un aumento en los delitos violentos derivados de la raza, color, sexualidad, religión y/u origen.

Las ciudades afectadas por un incremento significativo en los crímenes de odio incluyen Houston (193%), San Diego (47%), Chicago (43%), Los Ángeles (13%) y Austin (7%). En contraste, Dallas y Fénix se mantuvieron con cifras estables, mientras que este fenómeno disminuyó en Nueva York (- 2%), San Antonio (- 8%) y Filadelfia (-13%).

La tendencia al alza de los crímenes de odio no se limita a las diez ciudades más grandes, ya que también se observaron aumentos en otras metrópolis destacadas como San Francisco, Washington, Denver, Seattle, Boston y Salt Lake City.

Cabe resaltar que, a pesar de que este incremento marcó el tercer año consecutivo de aumento en el promedio general de crímenes de odio en las grandes ciudades, los números de delitos de odio crecieron especialmente contra la comunidad judía. De hecho, a partir del 7 de octubre, la comunidad judía suplantó a los negros estadounidenses como “el grupo más atacado en las 10 ciudades más grandes de Estados Unidos”

"La guerra entre Israel y Hamas provocó aumentos en los crímenes de odio antisemitas y antimusulmanes en los últimos meses de 2023", indica el reporte compartido por Axios.

Según el informe, el odio hacia los judíos aumentó un 48% en Los Ángeles, un 12,6% en Nueva York, y un 10% en Chicago. La comunidad musulmana también experimentó un notable incremento en las mismas ciudades, con aumentos del 22%, 40% y 300% en Nueva York, Los Ángeles y Chicago, respectivamente.

La comunidad judía muestra mayor interés en las armas

Tras las preocupaciones de seguridad que se han desencadenado tras el conflicto entre Israel y Hamás, muchos miembros de la comunidad han reconsiderado su postura sobre el uso de armas e incluso están tomando lecciones para aprender a usarlas.

“Definitivamente hemos visto un tremendo aumento en la compra de armas de fuego por parte de judíos religiosos y ortodoxos (…) “Se trata de madres, maestras (…) la gente está nerviosa por lo que está pasando y lo que puede pasar”, explicó David Kowalsky, propietario de Florida Gun Store en Hollywood, Florida.