Ozempic: la mayoría de los estadounidenses cree que solo debe usarse para tratar problemas de salud

A pesar de tratarse de un medicamento para la diabetes, la razón por la que se ha popularizado es porque es usada para adelgazar.

Ozempic es un medicamento inyectable de venta con receta: junto con una dieta y ejercicio para mejorar los niveles de azúcar (glucosa) en la sangre en adultos con diabetes mellitus tipo 2, para reducir el riesgo de eventos cardiovasculares serios tales como ataque cardíaco, ataque cerebral o la muerte en adultos que padecen ese tipo de diabetes con enfermedades cardíacas confirmadas, según su página oficial.

A pesar de tratarse de un medicamento para la diabetes, la razón por la que se ha popularizado es porque es usada para adelgazar. Personalidades como Kim Kardashian, Oprah Winfrey y Elon Musk han confirmado que lo usaron para bajar de peso. Esto ha generado preocupación entre la sociedad debido a que cada vez son más las personas que no tienen problemas de salud.

"Sólo el 12% de quienes están familiarizados con estos medicamentos dicen que son buenas opciones para las personas que quieren perder peso pero no tienen ningún problema de salud relacionado con el peso. Una proporción mucho mayor (62%) dice que estos medicamentos no son buenas opciones para las personas sin un problema de salud relacionado con el peso, mientras que el 26% no está seguro", explicó una encuesta realizada por Pew Research. 

El estudio también alertó sobre la escasez del medicamento por su uso sin autorización. "La demanda de ozempic ha provocado escasez de suministro, lo que genera preocupaciones sobre el uso no autorizado y afecta a las personas que dependen de estos medicamentos para controlar sus condiciones de salud", resaltó Pew Research.

Algunos expertos han anunciado medicamentos como ozempic como un gran avance para el tratamiento de la obesidad en Estados Unidos y un catalizador para cambiar la forma en que se entienden las condiciones de exceso de peso.

En ese sentido, el estudio recordó que ozempic pertenece a una clase de medicamentos llamado agonistas de GLP-1 que controlan los niveles de azúcar en sangre y suprimen el apetito. Ozempic está aprobado por la Administración de Alimentos y Medicamentos para el tratamiento de la diabetes.

El auge de la popularidad de ozempic y otras drogas similares se ha convertido en parte de un debate social más amplio sobre el peso y los factores que lo moldean, incluidos el comportamiento, el medio ambiente y la genética.

Entre tanto, aproximadamente tres cuartas partes de los estadounidenses dicen haber oído mucho o poco sobre ozempic y otros medicamentos similares que se utilizan para bajar de peso. De los encuestados, sólo el 16% de los que están familiarizados con este medicamento cree que hará mucho o bastante para reducir la obesidad, mientras que el 35% cree que harán algo y el 33% espera que no hará mucho o nada en lo absoluto para reducir la obesidad en el mundo.