fbpx

El príncipe Harry fustiga a la Corte Suprema en la ONU y dice que EEUU sufre un "retroceso" en los "derechos constitucionales"

"Estamos siendo testigos de un asalto global a la democracia y la libertad, las dos grandes causas en la vida de Nelson Mandela”, afirma el duque 'woke'.

Acompañado por su esposa, la progresista chic Megan Markle, el príncipe Harry de Inglaterra se ha valido de la plataforma que se le ha regalado en Naciones Unidas para arremeter contra la Corte Suprema por su fallo revocatorio de Roe vs. Wade, que universalizó el aborto en EEUU hace medio siglo.

En pleno Día Internacional de Nelson Mandela, ante la Asamblea General de la ONU, el nieto de la reina de Inglaterra tuvo la osadía de proclamar que en EEUU se está registrando un "retroceso en los derechos constitucionales" (por cierto, "el aborto no es un derecho constitucional" en los Estados Unidos). No contento con ello, el ex díscolo Harry sentenció: "Estamos siendo testigos de un asalto global a la democracia y la libertad, las dos grandes causas en la vida de Nelson Mandela”.

Megan Markle y su activismo feminista

También aquí, Harry sigue el discurso que dicta su esposa, Megan Markle. En el Día Internacional de la Mujer de 2015, la actriz se proclamó «orgullosa de ser feminista» y aseguró que llevaba defendiendo los derechos de sus semejantes desde unos precoces 11 años. En particular, y haciendo gala de su proverbial modestia, destacó que se había dado cuenta del poder transformador de sus iniciativas al lograr cambiar un eslogan de televisión. Se trataba de un anuncio de un jabón para lavar platos que no explicitaba que esa tarea no es exclusiva de las mujeres. Markle es colaboradora habitual de ONU Mujeres, organización copada por feministas de su especie.

En su perorata, el duque woke afirmó que la duquesa woke es su "alma gemela".

Megan y Harry contrajeron matrimonio en 2018, y se les concedió el título de Duques de Sussex. Sin embargo, por desavenencias con la Casa Real británica, decidieron cambiar de país de residencia en 2020 y dejar de usar el tratamiento de alteza real. Actualmente residen con gran desahogo en una exclusiva zona de Santa Bárbara (California), junto a sus dos hijos: Archie Harrison (nacido en 2019) y Lilibet Diana (2021).

Megan Markle acompaña a Harry de Inglaterra en la Asamblea de Naciones Unidas.
(Cordon Press)