México: asesinan a una alcaldesa en el estado de Michoacán horas después de la victoria electoral de Claudia Sheinbaum

Yolanda Sánchez Figueroa, regidora del municipio de Cotija, murió tras recibir hasta 19 balazos este lunes mientras estaba en la vía pública.

(AFP / VOZ MEDIA) La alcaldesa del municipio de Cotija, en el estado mexicano de Michoacán (oeste), que sufrió un secuestro en septiembre pasado, fue asesinada este lunes, un día después de la elección de la izquierdista Claudia Sheinbaum como presidenta de México, informó el gobierno regional.

La secretaría de gobierno de esa convulsa demarcación condenó en la red X "el homicidio de la presidenta municipal de Cotija, Yolanda Sánchez Figueroa", añadiendo que desplegó un operativo de seguridad para capturar a los responsables.

Sánchez se convirtió en alcaldesa en las elecciones de 2021 con la bandera del conservador Partido Acción Nacional (PAN).

La alcaldesa de Cotija (Michoacán) recibió hasta 19 balazos

Según detalló el medio local La Jornada, la Policía regional informo que atacaron a la política con hasta 19 balazos de un rifle de asalto en una vía pública. Hasta el momento las autoridades no han dado detalles aunque sí informaron de que, junto a la alcaldesa, también murió su escolta, cuya identidad no se reveló al público.

Sánchez ya fue víctima de un secuestro el 23 de septiembre de 2023 en un suburbio de Guadalajara, en el estado de Jalisco, vecino de Michoacán, cuando salía de un centro comercial en compañía de dos mujeres.

Tres días después el gobierno federal anunció que encontraron con vida a la edil.

Según reportaron entonces medios locales, los plagiadores pertenecían al poderoso Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), quienes habrían amenazado a la alcaldesa por oponerse a que el grupo criminal tomase el control de la policía de su municipio.

El asesinato se registra un día después de que Sheinbaum, una científica de 61 años, lograra una victoria apabullante con más de 30 puntos de ventaja sobre la opositora Xóchitl Gálvez, del PAN. Todo después de una campaña electoral marcada por la violencia de los carteles.

Michoacán, un estado reconocido por sus destinos turísticos y una pujante industria agroexportadora, es también uno de los más violentos del país, debido la actividad de grupos criminales dedicados a la extorsión y el narcotráfico.