Luego de la llamada entre Biden y Netanyahu, Israel abrirá un cruce fronterizo en Gaza para aumentar la ayuda humanitaria

Según un comunicado difundido por el el Gobierno israelí, la medida resulta "necesaria para garantizar la continuación de los combates y lograr los objetivos de la guerra".

Joe Biden y Benjamin Netanyahu conversaron el jueves sobre la guerra entre Israel y Hamás. El presidente de los Estados Unidos le advirtió a Bibi que debería implementar una serie de medidas para abordar la crisis humanitaria en la Franja de Gaza. Apenas unas horas después, la Oficina del Primer Ministro israelí anunció que abriría un cruce fronterizo para permitir más acceso a ayuda humanitaria.

De acuerdo con una lectura de la Casa Blanca sobre el intercambio telefónico, el presidente "dejó clara la necesidad de que Israel anuncie y aplique una serie de medidas específicas, concretas y cuantificables para hacer frente a los daños a civiles, el sufrimiento humanitario y la seguridad de los trabajadores humanitarios".

A su vez, "dejó claro que la política de EE.UU. con respecto a Gaza estará determinada por nuestra evaluación de la acción inmediata de Israel sobre estas medidas".

La conversación derivó en el mencionado comunicado del Gobierno israelí, el cual señaló que "este aumento de la ayuda evitará una crisis humanitaria y es necesario para garantizar la continuación de los combates y alcanzar los objetivos de la guerra".

Una vez implementada la iniciativa, el puesto de control de Erez será el tercer punto de acceso abierto para la entrada de ayuda en Gaza. El cruce de Kerem Shalon al sur de Israel y el de la frontera con Egipto en Rafah completan la terna. A su vez, de acuerdo con la misiva, se aumentará la cantidad de "ayuda jordana a través de Kerem Shalom".

El anuncio de Israel llega apenas días después de las críticas recibidas por el ataque involuntario que se llevó la vida de siete trabajadores humanitarios del grupo benéfico World Central Kitchen, que desde entonces suspendió sus operaciones en Gaza.

Biden y Netanyahu abordaron el peligro de Irán en la mencionada llamada. Según confirmó John Kirby, portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, ambos líderes hablaron de “una amenaza real muy pública y muy viable por parte de Irán a la seguridad de Israel".

En las últimas semanas, funcionarios estadounidenses habían deslizado que este tipo de medidas eran pasos hacia adelante. Uno de ellos fue Kirby, quien fue consultado en rueda de prensa sobre cuáles serían las medidas que a la Casa Blanca le gustaría ver en Gaza. El funcionario mencionó precisamente la apertura de cruces adicionales y un aumento en el número de camiones de ayuda, aunque aclaró que sólo sería un comienzo.