Gira de Blinken en Oriente Medio: Estados Unidos promete otros $400 millones de ayuda para Gaza y Cisjordania

Se trata del mayor paquete de ayuda humanitaria hasta la fecha suma hasta $674 millones el total destinado a los territorios palestinos desde el inicio de la guerra.

En su nuevo viaje a Oriente Medio, el secretario de Estado Antony Blinken anunció el mayor paquete de ayuda humanitaria para Palestina hasta la fecha. Se trata de un lote de asistencia de hasta $400 millones con destino a Gaza y Cisjordania. Con esta suma, el total de las ayudas estadounidenses a los territorios palestinos aumenta hasta los $674 millones desde el inicio de la guerra entre Hamás e Israel.

El secretario Blinken hizo este anuncio durante su visita a Jordania, donde se reunió con las autoridades locales. Durante la rueda de prensa, el responsable de la diplomacia norteamericana animó a otros países a participar en estas ayudas humanitarias para la Franja.

"Como principal país donante de ayuda humanitaria al pueblo palestino, reconocemos la urgente necesidad de que llegue más ayuda a la población civil, dadas las terribles condiciones humanitarias, y hacemos un llamamiento a todos los donantes para que apoyen las operaciones destinadas a salvar vidas de palestinos en Gaza y en la región", dice un comunicado del Departamento de Estado.

La visita de Blinken a la región se da después de que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas aprobara una resolución de alto el fuego entre Israel y Hamás este lunes. Dicha resolución contó con el voto a favor de Estados Unidos, que tiene derecho a veto, y con la abstención de Rusia. Con esto, la Administración Biden y el Consejo de Seguridad instan nuevamente al Gobierno de Netanyahu a aceptar un acuerdo de tregua que también implique la liberación de los rehenes.

Presión sobre Hamás por la tregua

Previo a su visita a Jordania, Blinken pasó primero por Israel para entrevistarse con el Ejecutivo de Netanyahu en Jerusalén. Allí, dice el Departamento de Estado, Blinken "reiteró que Estados Unidos y otros líderes mundiales respaldarán la propuesta global esbozada por el presidente Biden, que conduciría a un alto el fuego inmediato en Gaza, a la liberación de todos los rehenes y a un aumento significativo y sostenido de la ayuda humanitaria para su distribución en toda Gaza".

Blinken también apuntó a Yahya Sinwar como principal responsable de que prospere, a partir de ahora, el acuerdo de alto el fuego. La agrupación terrorista habría recibido con los brazos abiertos la resolución de la ONU, pero es Sinwar, el líder de Hamas en la Franja de Gaza, quien tiene la última palabra. "Si Hamás no dice que sí, entonces la responsabilidad recaerá claramente sobre ellos: sobre ellos en términos de un voto para continuar la guerra, no para ponerle fin; sobre ellos en términos de la seguridad, el bienestar de cientos de miles, millones de mujeres, niños y hombres palestinos en Gaza", afirmó Blinken.

Reforma política entre las fuerzas palestinas

Una de las exigencias de la comunidad internacional y de Estados Unidos para cooperar más profundamente para el desarrollo de la paz en la región es la reforma y el renovamiento de las fuerzas políticas palestinas, tanto en Gaza como en Cisjordania.

En cuanto a esto, y como sucede habitualmente en los cónclaves internacionales, líderes de la Autoridad Palestina (AP), la facción política reconocida internacionalmente y con un estatus limitado ante Naciones Unidas, se comprometieron a cumplir con estos objetivos. 

Durante una reunión en Jordania, Blinken sostuvo que valora estos compromisos con los líderes locales. El secretario de Estado acogió con satisfacción los anuncios de reforma de la Autoridad Palestina en una reunión con el primer ministro de la AP, Mohammad Mustafa, en Jordania, según informa el Departamento de Estado en un comunicado.

"El secretario Blinken acogió con satisfacción los anuncios de reforma de la Autoridad Palestina y discutió con el primer ministro Mustafa la necesidad de una aplicación plena y coherente de esas reformas para lograr las aspiraciones de los palestinos en Cisjordania y Gaza", dice el comunicado. "Reafirmó el apoyo de Estados Unidos al establecimiento de un Estado palestino independiente con garantías de seguridad para Israel", añade.