fbpx

El exagente del FBI señalado en el caso Hunter Biden tachó a Trump de estar "psicológicamente quebrantado"

Según aseguró la defensa de Timothy Thibault, el FBI no le despidió y abandonó voluntariamente su puesto sin recibir ningún tipo de presión.

Timothy Thibault mostró comentarios contra Donald Trump en su cuenta de Twitter. En uno de ellos, retuiteó esta publicación, según publica Breitbart, en la que se calificaba al expresidente de "amargado, quebrantado psicológicamente y profundamente infeliz". Este hecho podría servir para responder a las acusaciones de "parcialidad política" vertidas sobre el ya exagente del FBI involucrado en el caso de Hunter Biden.

No es la única ocasión en la que Thubault mostró su animadversión hacia Trump. El senador republicano por Iowa, Chuck Grassley, le acusa de estar "políticamente sesgado"  y numeró varios casos de "parcialidad política" que Thibault mostró en sus redes sociales.

La Oficina de Asesoría Especial (OSC, por sus siglas en inglés) está investigando a Thibault por, presuntamente, "violar" la Ley Hatch, que restringe la actividad política de empleados públicos.

En un comunicado, la asesoría legal de Tim Thibault, Morrison & Foerster, respondió a las acusaciones hacia su cliente. En el escrito, la defensa apeló a la cooperación del exagente con la justicia y señaló que su cliente espera "su exoneración".


El bufete aseguró que Thibault no supervisó la operación y que tampoco estuvo involucrado en el caso de Hunter Biden. Asimismo, negó que el exagente buscase cerrar la investigación. Pese a todo, el agente abandonó el FBI apenas unos días después de conocerse que presuntamente interfirió en la investigación sobre el hijo del presidente.

Renuncia voluntaria

Según el escrito de Morrison & Foerster, Timothy Thibault abandonó su puesto voluntariamente. La defensa matizó que el FBI no despidió a su cliente, ni le forzaron a irse ni tampoco le pidieron que se jubilase.

Además, la asesoría aseguró que Thibault informó de su marcha a sus supervisores "hace aproximadamente un mes", intentando de este modo desvincularlo del caso de Hunter Biden.