Seattle anuncia la creación de un centro para tratar a las personas que sufran una sobredosis de fentanilo

Los servicios de emergencia registraron casi 2.500 casos en lo que va de año en el condado de King, al que pertenece la ciudad. Más de 200 personas murieron como consecuencia de un consumo excesivo de opiodes.

Seattle anunció que en 2025 abrirá un centro donde las personas que han sufrido una sobredosis de fentanilo u otras drogas pueden recibir tratamiento y recuperarse. Quienes acudan al centro podrán permanecer hasta 23 horas, ser atendidos por médicos y recibir opciones de tratamiento que van desde la buprenorfina, que puede aliviar los síntomas de abstinencia, hasta una primera ronda de metadona.

"Soluciones compasivas, cariñosas e innovadoras" frente al fentanilo

El alcalde Bruce Harrell dijo: "Las condiciones que estamos viendo en nuestras calles a causa del fentanilo requieren una actuación urgente por parte de todos los niveles de gobierno, soluciones compasivas, cariñosas e innovadoras".

En cumplimiento de una de las medidas de mi decreto, esta nueva inversión en un centro de recuperación tras una sobredosis y en clínicas móviles estabilizará a las personas tras una sobredosis no mortal, aliviando los dolorosos síntomas de abstinencia que a menudo les llevan a consumir de nuevo estas drogas altamente adictivas y poniéndolas en contacto con servicios de tratamiento y recuperación basados en pruebas. Trabajando conjuntamente con el equipo de respuesta a sobredosis Health 99 del Departamento de Bomberos de Seattle, que podrá llevar a las personas a estas instalaciones, estamos creando sinergias para hacer más accesible el camino hacia la recuperación a quienes más lo necesitan. Gracias a nuestros socios del condado, estatales y federales que apoyan estos esfuerzos que ayudarán a construir un futuro más sano y seguro para toda nuestra ciudad.

Según datos de los servicios de Emergencia, en lo que va de año han atendido unas 2.500 sobredosis de opioides en todo el condado de King, que incluye Seattle. Además, se registraron más de 200 muertes como consecuencia de una sobredosis de opioides.

Evitar el síndrome de abstinencia que provoca el Narcan

La idea de que el centro no se limite a administrar una dosis de Narcan a las personas que han acudido se debe a que éste puede provocar un fuerte síndrome de abstinencia entre los adictos, lo que podría provocar que la persona atendida volviera a buscar otra dosis de droga rápidamente. Para evitarlo, funcionarios municipales y proveedores de servicios explicaron que el nuevo centro, bautizado como Centro de Recuperación y Acceso a Cuidados por Sobredosis, será un lugar seguro para recuperarse, además de ofrecer diversos servicios.

El centro, que estará gestionado por Downtown Emergency Services Center, una organización sin ánimo de lucro para personas sin hogar y drogodependientes. Este grupo recibirá 5,65 millones de dólares para abrir el centro. Además, otros 1,35 millones de dólares irán para que Evergreen Treatment Services ponga en marcha una clínica móvil para llevar los medicamentos a quienes los necesiten donde quiera que estén.