Dani Alves, condenado a cuatro años y seis meses de prisión por agresión sexual

Un tribunal de Barcelona le impuso al futbolista cinco años adicionales de libertad vigilada, orden de alejamiento de la víctima y el pago de una indemnización de 150.000 euros (unos 160.000 dólares).

El futbolista Dani Alves fue condenado a cuatro años y seis meses de prisión por agresión sexual. La decisión de la Audiencia de Barcelona se dio por la violación a una joven de 23 años en una discoteca la madrugada del 30 al 31 de diciembre de 2022.

De acuerdo con el fallo, al que tuvo acceso AFP, los magistrados consideraron "acreditado que la víctima no consintió y que existen elementos de prueba, además del testimonio de la denunciante, para entender probada la violación".

Además, se supo que el tribunal le impuso cinco años adicionales de libertad vigilada, orden de alejamiento de la víctima por 9 años y medio y el pago de una indemnización de 150.000 euros (unos 160.000 dólares).

A pesar de la decisión, el caso no llega a su fin. El exfutbolista del FC Barcelona y del PSG, de 40 años, puede recurrir la sentencia.

Al igual que durante el juicio oral, celebrado entre el 5 y el 7 de febrero, Alves fue conducido este jueves a la Audiencia de Barcelona en un furgón policial desde la prisión española en la que lleva recluido 13 meses para recibir la sentencia.