Xi Jinping y Putin se reúnen para abordar una "solución política" a la guerra en Ucrania

Se trata del primer viaje oficial del presidente ruso desde su reelección al frente de la nación, así como su segundo encuentro con el líder asiático en menos de seis meses.

Los presidentes de China y Rusia volvieron a ilustrar su sólida y estrecha relación este jueves con una visita oficial de Vladímir Putin, invitado a Pekín por su homólogo Xi Jinping. Se trata de la segunda visita del presidente ruso a China en menos de seis meses y también de su primera visita de Estado desde que fue reelegido al frente de Rusia.

Con esta visita, ambos mandatarios reafirmaron públicamente su intención de seguir colaborando de forma estrecha, tal y como lleva siendo desde que ambos dirigen sus respectivos países. Una relación que se vio fortalecida incluso por la guerra en Ucrania, que creó un paradigma de aislamiento en torno a Rusia que China ignoró por completo para brindarle su apoyo económico y estratégico. China se beneficia del bloqueo a Rusia para comprar recursos a mejor precio. Esto permite a Rusia darse un respiro del bloqueo internacional y continuar manteniendo su economía de guerra. Pese a esto, China pretende seguir manteniéndose como un actor neutral en torno a la situación en Ucrania, aunque bajo las críticas del bloque pro-Ucrania.

Xi Jinping recibió a Putin en un tono de amistad, además de los protocolarios gestos de respeto y las marchas militares en el aeropuerto de Pekín. La recepción tuvo lugar en el Gran Salón del Pueblo de Pekín, el colosal edificio ceremonial de la plaza Tiananmen construido como símbolo de poder del Partido Comunista chino. Ambos líderes recalcaron que la relación entre Rusia y China "no es solo de interés fundamental para los dos países y los dos pueblos, sino que igualmente es propicia a la paz".

Dicho mensaje de paz fue una referencia directa a la situación en Ucrania. Esta misma semana, el secretario de Estado, Antony Blinken, visitó Kiev para prometer a Zelenski el envío de nuevas armas y paquetes de ayuda militar con el objetivo de frenar el avance ruso. La semana anterior, las fuerzas armadas rusas lanzaron una ofensiva contra la región de Járkov, en el noreste del país. A consecuencia de esto, Rusia ha ganado territorio en Ucrania de manera significativa por primera vez en meses.

"Nuestra cooperación en asuntos internacionales es uno de los factores de estabilidad en la escena internacional", afirmó Putin, de acuerdo con la retransmisión televisiva de los medios rusos, recogida por AFP. En otra alocución a los medios, ofrecida después de su primera reunión, Putin y Xi Jinping añadieron que desean una solución pacífica y política al conflicto en Ucrania. "Ambas partes están de acuerdo en que el camino que hay que seguir es el de una solución política para la crisis en Ucrania", declaró Xi Jinping, junto a Putin frente a los periodistas.