fbpx

Uno de cada cinco demócratas cree que un hombre puede dar a luz

La universidad hace una contribución importante para extender estas ideas, ya que un 36% de las mujeres universitarias tiene esta creencia.

Un sondeo realizado por WPA Intelligence recoge que un 22% de los votantes demócratas cree que "algunos hombres pueden quedar embarazados". Ese porcentaje aumenta si se le pregunta sólo a las mujeres. Pero lo más relevante es el efecto que tiene la universidad en las creencias científicas de los votantes demócratas: Un 36% de las mujeres con título universitario cree en los hombres embarazados.

El conocimiento de las bases de la reproducción humana se estudia en el colegio, y es un lugar común. Pero hay personas que se escapan de las imposiciones de la cultura, gracias a lo que han aprendido de las nuevas tendencias ideológicas, como la teoría queer. Forma parte de la llamada teoría crítica, y propone que el género de las personas no está determinado por la biología, sino que es un constructo social. Como tal, es arbitrario. Y, en consecuencia, cada persona puede definir su propio género, independientemente de su dotación genética, y la impronta de ésta en la reproducción sexual.

Teoría queer y universidad

El director de gestión de WPA Intelligence, Conor Maguire, ha declarado a Daily Wire, que recoge los resultados de la encuesta:

En general, pocos estadounidenses creen que los hombres pueden quedarse embarazados. Pero con el 36% de un núcleo de votantes demócratas (mujeres blancas demócratas con estudios universitarios) y uno de cada cinco votantes demócratas que lo creen, uno puede ver por qué los líderes demócratas miman el movimiento de la teoría de género radical.

Eso explicaría el resultado. Los universitarios están más expuestos a la teoría queer, que puede hacerles olvidar los elementos básicos de la reproducción humana.

El diario también recoge un ejemplo del discurso que se vuelca en las universidades y medios de comunicación. En este caso es la actriz y periodista de la CNN Harmeet Kaur:

Algunos hombres trans y personas no binarias también pueden quedarse embarazados, al igual que las chicas cis y los chicos trans. Esto también es cierto en sentido contrario: No todas las mujeres pueden quedarse embarazadas. Algunas mujeres cis tienen problemas de fertilidad, mientras que las mujeres trans carecen de útero. Optar por términos neutros en cuanto al género, como 'personas' o 'pacientes', permite tener en cuenta estos matices de un modo que no permite decir simplemente 'mujeres'.