fbpx

Una de cada cinco familias sufre inseguridad alimentaria

La dificultad para completar la dieta ha aumentado en el último año, en un contexto de recesión e inflación.

Un 21,4% de las familias sufre inseguridad alimentaria. Esto quiere decir que se ven obligadas a reducir la variedad de su dieta, o la calidad de la comida. También incluye a las familias que se han visto obligadas a reducir el consumo de comida por falta de medios. Una parte incluso ha pasado hambre. En abril de 2021, la inseguridad alimentaria sólo afectaba al 15,3%. Es decir, que ha crecido en seis puntos en poco más de un año.

El hambre ha desaparecido casi por completo en las sociedades ricas, de modo que cuando hablamos de la dificultad de las familias de procurarse alimento se utiliza un concepto distinto: inseguridad alimentaria.

Cae la seguridad alimentaria

La seguridad alimentaria, según el Servicio de Investigación Económica del Departamento de Agricultura, es la situación en la que no hay ningún tipo de problema real o percibido respecto de la dieta, y se puede acceder a todo tipo de comida sin limitaciones.

 

Grocery / Cordon Press
Grocery / Cordon Press

 

Según los datos recabados por el Urban Institute, hay un 69,2% de familias con seguridad alimentaria, lo que supone un descenso sobre el 76,5% que había en abril de 2021. La situación vuelve a los niveles de marzo/abril de 2020, cuando sólo un 69,5% de las familias reportaban tener seguridad alimentaria.

No ocurre lo mismo con la seguridad alimentaria marginal, un concepto que comprende algunas alertas. Habitualmente suelen ser por ansiedad al no saber si se podrá completar la cesta de la compra, pero sin cambios apreciables en la dieta. En este caso, el porcentaje de familias (un 9,5%) aumenta sobre los datos de 2021 y 2020, que no alcanzan el 9%.

Cae la economía familiar

Hay varias noticias que inciden en las crecientes dificultades que tienen las familias, en un contexto de recesión e inflación. Por ejemplo, un 11,7% de las familias reconoce que ha perdido ingresos, según los últimos datos de Morning Consult.

Y cada vez hay más familias en números rojos, o que viven mes a mes, sin poder ahorrar. El 77,6% de americanos que ganan 50.000 dólares o menos al año no son capaces de ahorrar y viven mes a mes. Hace 13 meses, en mayo de 2021, eran el 71,7%, lo que supone que ese porcentaje ha subido en seis puntos.