fbpx

México, nuevo refugio de quienes huyen del 'infierno progresista' californiano

Si el precio de la vivienda media en el Estado Dorado es de casi 800.000 dólares, en el país vecino no llega a los 65.000.

La frontera con México es objeto de debate en todo el país por causa de la migración. Pero hay un elemento nuevo: una migración de norte a sur. Los californianos no aguantan la carestía de la vida impuesta por las políticas progresistas. México es uno de los destinos que eligen los protagonistas de este éxodo.

En 2021 abandonaron el estado de California 360.000 personas. Es una tendencia que ya se veía en los dos años anteriores, pero que en los últimos meses se está acelerando. Vivir en el Golden State es demasiado caro incluso para los residentes con mayores ingresos. El precio medio de la vivienda fue de 797.470 dólares el año pasado.

Muchos siguen el mismo camino que ya han emprendido algunas empresas: no pueden resistir la combinación de regulación y altos impuestos. El empleo se crea en otros lugares donde las oportunidades de progresar son mayores. Washington, Texas y Arizona están entre los estados que más ex californianos reciben cada año.

Migración inversa: de California a México

El caso de México es distinto. No es una economía donde se creen empleos de alta cualificación, pero el coste de la vida es muy inferior. Y el teletrabajo permite realizar una actividad profesional desde casi cualquier sitio del mundo. México, pues, se presenta como una alternativa atractiva para muchos.

El Daily Mail ha comparado los precios en California y México y la diferencia es abrumadora. Si el precio de la vivienda media en el Estado Dorado es de casi 800.000 dólares, en México no llega a los 65.000. La diferencia en el precio de la gasolina no es tan marcada, pero sí deja una clara impronta en el presupuesto de una familia. En México el galón está en 4,55 dólares, por los 6,73 que cuesta en California, que tiene la nafta más cara de EEUU.

La cadena CNBC ha recopilado testimonios de californianos expatriados a México que muestran cómo les ha cambiado la vida. Travis Grossi, que se dedica a la creación de contenidos, dice que en California pagaba 1.600 dólares al mes por un apartamento de una habitación. Ahora paga poco más de la mitad, 850, por un apartamento con dos habitaciones, tres cuartos de baño, piscina y vigilancia 24 horas...