fbpx

La Argentina peronista se deshace en elogios de la China comunista

“Sin el Partido Comunista, no habría una nueva China”, afirmó el embajador de la República Austral en Pekín, Sabino Vaca Narvaja.

El embajador de Argentina en China, Sabino Vaca Narvaja, elogió al régimen comunista de Pekín en una entrevista con el diario Global Times, órgano de propaganda del Partido Comunista Chino.

El diplomático Vaca aseguró, sin vergüenza: “Sin el Partido Comunista, no habría una nueva China”

Es la segunda vez en lo que va de año que el funcionario Vaca expresa su admiración por el régimen comunista chino, responsable de la muerte de decenas de millones de chinos (unos 45 millones sólo en el Gran Salto Adelante): también lo hizo en febrero, durante una visita del presidente de Argentina, Alberto Fernández, a Pekín.

Narvaja, que nació en la Cuba comunista, dijo estar impresionado por el admirable desarrollo económico, tecnológico y social de China y lo atribuyó a "la gran determinación del Gobierno chino y del presidente Xi”.

Demonizar el comunismo es esencialmente revivir los conceptos erróneos de la Guerra Fría, que dividió artificialmente al mundo en buenos y malos. Está francamente mal y está generando conflictos”, agregó el diplomático comunista.

Sabino Vaca Narvaja es hijo de Fernando Vaca Narvaja, creador de Montoneros, extinta organización terrorista de extrema izquierda vinculada al expresidente argentino Juan Domingo Perón que llevó a cabo gran cantidad de secuestros, robos, atentados y asesinatos con la excusa de la lucha armada contra la dictadura militar de los años 70, pese a que la dictadura se instauró en 1976, seis años después de la fundación de la banda criminal. Recientemente, durante una entrevista para un canal de YouTube, Fernando Vaca Narvaja justificó los crímenes de Montoneros