fbpx

Kevin Spacey, condenado a indemnizar con 31 millones a la productora de 'House of Cards'

Le acusan de ruptura de contrato y actitud poco profesional, por ello le reclaman daños y perjuicios.

El Tribunal Superior de Los Angeles condena al actor Kevin Spacey a indemnizar a la productora de House of cards. Considera que su actitud poco profesional supuso una ruptura de contrato, por lo que debe pagar 31 millones de dólares a MCR, productora responsable de la serie. Según la sentencia, la indemnización responde a los perjuicios derivados de su comportamiento, ya que fue acusado de acoso sexual por un asistente de producción.

La multa fue interpuesta hace un año, pero el actor había recurrido la medida. Sus abogados intentaron demostrar que no se habían incumplido las políticas de comportamiento en el rodaje, puesto que alegaban que solo existieron insinuaciones. No obstante, el tribunal sostiene que no han logrado demostrar que fuera así, por lo que ha ratificado la multa.

La productora MCR sostiene que la salida de Kevin Spacey de la serie le provocó una pérdida millonaria (dado que habían tenido que regrabar el metraje, y acortar los episodios de la última temporada, que pasaron de 13 a 8). No obstante, fue la propia productora la que tomó la decisión de eliminar el papel del protagonista de House of Cards, pese a que no había ninguna sentencia condenatoria hacia Spacey. Los responsables de la serie dijeron que no querían verse envueltos en los escándalos sobre el presunto acoso cometido por Spacey.

"House of cards" es el nombre de la serie de televisión protagonizada por Kevin Spacey.

Denuncias por acoso de Kevin Spacey

Desde 2017, Kevin Spacey viene recibiendo denuncias de acoso que le han provocado un enorme descenso de su popularidad. La primera de ellas fue interpuesta por el también actor Anthony Rapp, que alegó que Spacey le había hecho una insinuación sexual cuando tenía apenas 14 años (en el año 1986). Ese mismo año, CNN publicó un informe en el que se le acusaba de crear un ambiente tóxico en el set de rodaje en el que abundaban comportamientos groseros. La productora paró la serie House of cards de inmediato, tras conocerse estos hechos. Posteriormente, en Estados Unidos se presentaron otros dos casos más de acoso en 2019 (que no progresaron en los tribunales).

En Reino Unido también se le está juzgando por otras cinco denuncias. El mes pasado, en Londres, Kevin Spacey se declaró no culpable de los delitos que se le imputaban. Los hechos se remontan a la época en la que era director artístico del prestigioso teatro Old Vic (entre 2005 y 2013). Los denunciantes (tres de ellos, hombres) tienen entre 30 y 40 años. El proceso se alargará hasta 2023, ya que se espera que en junio comience el juicio.