fbpx

Venezuela: sentencian a 8 años de cárcel al opositor Juan Requesens

El exparlamentario está acusado de conspirar en 2018 en un "ataque" de drones en contra de Nicolás Maduro.

El diputado Juan Requesens fue condenado a 8 años de prisión, acusado de delitos de conspiración, por un suceso ocurrido en 2018. Entonces, dos pequeños drones explotaron en el aire en un desfile militar en el que se encontraba Nicolás Maduro. Maduro lo calificó como un intento de magnicidio. El abogado de Requesens, Joel García, dio a conocer la noticia este jueves en Twitter.

Por los mismos hechos fueron sentenciadas otras 16 personas, algunas han recibido condenas de 30 años. El abogado de Requesens asegura que la fiscalía venezolana "no pudo demostrar la responsabilidad en ninguno de los siete delitos" por los que el régimen juzgó al exdiputado. Además aseguró que su cliente debería haber sido "absuelto, pero nuestra justicia está secuestrada".

Un régimen que incumple el debido proceso

Juan Requesens fue elegido diputado de la Asamblea Nacional de Venezuela para el periodo 2016-2020. Eso le otorgaba la inmunidad parlamentaria, una figura establecida en la Carta Magna venezolana en su articulo 200 que establece que: “Los diputados o diputadas a la Asamblea Nacional gozarán de inmunidad en el ejercicio de sus funciones desde su proclamación hasta la conclusión de su mandato o la renuncia del mismo…”.

El artículo además establece que en caso de delito flagrante, la autoridad competente pondrá bajo custodia en su residencia al sospechoso y comunicará inmediatamente el hecho al Tribunal Supremo de Justicia, que podrá ordenar su dentención, previa autorización de la Asamblea Nacional. De este modo, podrá continuar su enjuiciamiento. No obstante, en 2018 el régimen secuestró a Requesens, sin que se siguiera el debido proceso y fue llevado a las mazmorras del Servicio Secreto de Inteligencia Nacional (Sebin) hasta el 2020, fecha en la que conmutaron la pena a arresto domiciliario.

Requesens habría recibido tratos humillantes e intimidatorios dentro del Sebin. En un video difundido por las redes sociales que fue tomado en la sede de torturas bolivariana, el exparlamentario aparece visiblemente más delgado, y algo confundido y con la ropa llena de excremento. De acuerdo con el periodista Alberto Rodríguez, los agentes de Maduro habían drogado al entonces diputado.

Un caso que estremeció a Venezuela fue la detención del concejal Fernando Albán, imputado por el mismo evento por el que acusaron a Requesens. El régimen le condujo también al Sebin, lugar en el que lo habrían asesinado, de acuerdo con la familia, los allegados y hasta el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA) Luis Almagro.

La versión de los voceros del régimen de Maduro fue que se suicidó. Lo cierto es que el régimen no le permitió a la familia tener acceso al cuerpo ni hacer una autopsia independiente. Por su parte el entonces diputado Julio Borges, dijo tener información de que Albán murió habiendo sido víctima de múltiples torturas y de que fue lanzado al vacío.