fbpx

Amazon se vio obligada a desconectar sus tejados solares por explosiones e incendios

La compañía utiliza esta energía como parte de un plan para reducir las emisiones para el año 2040, sin embargo, su uso está provocando siniestros.

Amazon tuvo que apagar temporalmente todos sus tejados solares el año pasado después de una serie de grandes incendios en instalaciones por todo el país, según reveló CNBC. El uso de la energía solar forma del amplio del plan de la compañía para reducir a cero las emisiones para 2040.

Entre los meses de abril de 2020 y junio de 2021, los paneles solares en la parte superior de los centros logísticos de Amazon se incendiaron o experimentaron explosiones eléctricas al menos seis veces diferentes.

En abril de 2020, docenas de bomberos llegaron a un almacén de Amazon en Fresno, California, mientras gruesas columnas de humo salían del techo del almacén de 268 metros cuadrados. Unos 220 paneles solares y otros equipos en la instalación, conocidos como FAT1, fueron dañados por el incendio causado por "un evento eléctrico indeterminado dentro del sistema solar montado en la parte superior del techo", escribió Leland Wilding, investigador de incendios de Fresno, en un informe del incidente que recogió CNBC.

Varios meses después, unos 60 bomberos fueron llamados a una instalación aún más grande de Amazon en Perryville, Maryland, para apagar otro incendio, según, informaron los medios locales.

"La tasa de incidentes peligrosos es inaceptable y está por encima de los promedios de la industria", expresó un empleado de Amazon en un informe interno al que tuvo acceso CNBC.

Los detalles de los inconvenientes no aparecieron en el informe de sostenibilidad de 100 páginas de Amazon para 2021, que se publicó en agosto. En ese informe, la compañía explicó que la energía solar en la azotea estaba alimentando 115 de sus centros logísticos en todo el mundo a fines de 2021, en comparación con más de 90 a mediados de año anterior, sin narrar esos episodios.

Para abril de este año, Amazon tenía energía solar en 176 instalaciones.

Las excusas de la compañía

La portavoz de Amazon, Erika Howard, dijo a CNBC que los incidentes involucraron sistemas administrados por socios, y exculpó a la empresa de las responsabilidades en los sucesos argumentando que la compañía respondió apagando voluntariamente sus tejados con energía solar.

"Por abundancia de precaución, tras un pequeño número de incidentes aislados con sistemas solares in situ propiedad de terceros y operados por ellos, Amazon apagó proactivamente nuestras instalaciones solares in situ en Norteamérica, y tomó medidas inmediatas para volver a inspeccionar cada instalación por parte de una firma líder de expertos técnicos en energía solar", detalló Howard según la publicación de CNBC.

"Muchas de nuestras instalaciones de cumplimiento en los Estados Unidos, Europa e India funcionan con energía solar, donde una instalación en la azotea puede alimentar hasta el 80% del uso de energía de la instalación", precisó Erika Howard.

Costes de los fallos

Un empleado de Amazon estimó, en los documentos que circularon internamente, que cada incidente le costó a la compañía un promedio de 2,7 millones de dólares y agregó que la empresa gastaba 940.000 al mes por cada uno de los 47 sitios norteamericanos fuera de servicio.

Más tarde, Amazon contrató a la empresa CEA a finales del 2021 para realizar una auditoría de terceros de sus sistemas solares en las azoteas en los Estados Unidos, Asia-Pacífico y Europa, Medio Oriente y África.

CEA identificó problemas que incluyeron conectores de módulo a módulo no coincidentes, instalación incorrecta de conectores, mala gestión de cables y evidencia de intrusión de agua en los inversores, según documentos internos.